¿Qué tengo que hacer si me voy a jubilar este año? es una de las preguntas más frecuentes; es bien sabido que, la jubilación es uno de los temas más importantes y que debe ser planificado con anterioridad y mucha constancia, con esto, podrás asegurarte de que tendrás un retiro bastante tranquilo. Este ahorro te permitirá tener una pensión pública que te ayudará a solventar todas tus necesidades al momento en que te jubiles.

Cambios en la jubilación a partir del 2020

Alguno de los cambios que se han realizado en las condiciones para la jubilación está relacionados con la edad, el tiempo que se debe cotizar y la cuantía de la pensión.

Tras la realización de la reforma del sistema de pensiones, se anunció que la edad legal en que la jubilación se tomará en cuenta para una persona pasa de ser de los 65 años a los 67 años.

Una de las preguntas más frecuentes es “¿Cuántos años hay que cotizar para jubilarse?” Los años en que las personas deberán estar cotizando pasan de ser de 35 años a 38 años con 6 meses, adicional a este tiempo, se deberá esperar cierto período de cómputo donde se realizarán los cálculos del coste de la pensión que se estará recibiendo durante los siguientes 25 años.

Estos cambios comenzaron a estar en vigencia a partir de enero del año 2020 y serán aplicados de forma paulatina hasta el año 2027 cuando se toma el caso de la edad legal para la jubilación, y hasta el año 2022 en referencia al periodo de cómputo que deberá esperarse para que se puedan realizar los cálculos pensión jubilación.

¿Qué tengo que hacer si me voy a jubilar este año? Por dónde comenzar

Las reformas en la Seguridad Social están siempre en constante cambios, esto quiere decir que, también se realizan modificaciones para las pensiones de los jubilados. Por esta razón, las personas que se acercan a la edad de jubilación, siempre tienen preguntas respecto a los requerimientos que deben cumplir para poder adquirir esta pensión.

Vamos a aclarar algunas de las dudas más constantes que siempre se presentan al momento de querer comenzar a verificar si se cumplen con los requisitos de jubilación estipulados por la ley.

Veamos paso a paso, lo que debemos tomar en cuenta para saber si estas o no cumpliendo con lo que se pide para poder obtener la pensión de jubilación:

1-. Conocer si se tiene la edad legal necesaria

Como ya se ha mencionado antes, se han realizado cambios legislativos con respecto a la edad en que las personas españolas podrán optar por recibir su jubilación. Desde el año 2012, la edad en la que una persona era apta para acceder a este beneficio era a partir de los 65 años, para esa fecha, se estableció un periodo transitorio que duraría hasta el año 2027.

Actualmente, tras las nuevas modificaciones, la edad pasa de ser de los 65 años a los 67 años, esto siempre y cuando el beneficiado tenga una cotización menor a los 38 años con 6 meses. En el caso de que se supere este tiempo de cotización, es decir, que la persona cotizara por un tiempo superior a los 38 años con 6 meses, entonces la misma puede optar por recibir el beneficio antes de los 67 años.

En el caso de la jubilación anticipada, la misma puede solicitarse un poco antes de poder llegar a la edad mínima legal de la jubilación (edad que aumenta de manera progresiva cada año). Para el año 2027, la edad en la que se podrás solicitar una jubilación anticipada voluntaria, ha quedado fija en los 65 años, mientras que, como ya sabemos, la ordinaria se ha estipulado para los 67 años.

2-. Realizar un comunicado a la empresa y a la Seguridad Social

En el caso de que desees jubilarte y cumplas con los requisitos, deberás realizar un comunicado donde expongas este deseo y entregárselo a tu empresa, para que esta tenga pleno conocimiento de tus planes. Además de ello, deberás hacer esta notificación ante la Seguridad Social de jubilación.

Realizar este comunicado, te permitirá tener acceso a la prestación. Es sumamente importante que, este comunicado lo realices durante los tres meses siguientes al momento en que te das de baja en tu empresa. En el caso de que lo hagas después, solo podrás optar por el derecho de tener 90 días de retroactivo.

Si se presenta el caso en que no seas un trabajador activo, la jubilación se tomará como efectiva un día después de que realices el comunicado a la Seguridad Social.

3-. Rellena el formulario y cumplimenta la solicitud

Debes tener en cuenta que, para acceder a la situación de jubilación deberás llevar contigo algunos documentos. Entre estos están el Documento Nacional de Identidad (DNI), Tarjeta de Identidad de Extranjeros, o también puedes presentar tu pasaporte.

Además de estos documentos, tienes que tener en conocimiento cuales son los datos necesarios al momento de la presentación del formulario. Conozcamos cuáles son estos datos indispensables:

  • Debes hacer mención sobre si posees alguna discapacidad reconocida, en el caso de que la tengas, deberás anexar la documentación que acredite esta condición. Recuerda que existe una jubilación por discapacidad.
  • Realizar una justificación laboral cuando vayas a realizar la presentación. Acá debes contar con un justificativo donde se indique que tienes alguna actividad laboral en el extranjero (solo si es necesario).
  • Se debe dejar en claro los datos referentes a tus ingresos y a la conformación de tu núcleo familiar.
  • Finalmente, debes proporcionar la cuenta bancaria en la cual, de forma mensual, se te estarán realizando los pagos de la pensión.

4-. Presentación de la solicitud

qué tengo que hacer si me voy a jubilar este añoPara realizar la presentación de la solicitud para la jubilación, se puede hacer de dos maneras,

  1. De forma presencial ante cualquiera de los organismos de la Seguridad Social que se encuentre cercado a tu domicilio, Para hacerlo deberás primero solicitar una cita previa y de esta forma ser atendido.
  2. También puedes optar por hacerlo por vía telemática, si lo hacer por esta vía, deberás contar con la clave que anteriormente te deberán haber facilitado en la oficina, deberás tener tu DNI electrónico o la Cl@ve PIN.

5-. Planificación de ingresos y gastos mensuales

Dependiendo del nivel de vida que se desee tener una vez se obtenga la jubilación, va a ser necesario un nivel de ingreso determinado. Es por esto que antes de realizar todo el proceso, es recomendable que se haga una buena planificación sobre cuáles van a ser los gastos que se necesitarán hacer y calcular la jubilación que se va a recibir.

Algo importante que siempre hay que tener en consideración es que, algunos de estos gastos van a disminuir, sin embargo, otros van a aumentar proporcionalmente. Un ejemplo de estos son todos aquellos instrumentos que te ayudarán en el cuidado de la salud y a recrearte en tu tiempo libre o de ocio.

Estando en este punto, deberás tener en consideración si cuentas con un ahorro extra con el cual puedas complementar la pensión por jubilación, especialmente cuando se sabe que los gastos mensuales que se van a tener pueden superar el beneficio de la pensión.

Por lo regular, el dinero de la pensión se comienza a recibir una vez que se obtiene la jubilación, es en ese instante cuando se decide cómo se va a recibir dicha pensión y cuándo. Sin embargo, debes pedir información sobre las formas de poder rescatarlo.

Todo esto nos indica que, si estas a punto de alcanzar tu jubilación, debes tener en cuenta esta serie de pasos, requerimientos y documentos que deberás tener a la mano para facilitar y agilizar el proceso.

¿Rescatar el plan de pensiones?

qué tengo que hacer si me voy a jubilar este añoEsto debemos tomarlo en cuenta debido a que, aunque muchos creen lo contrario, no es realmente obligatorio que se solicite el plan de pensión al momento de llegar a la jubilación. Existen casos en donde se puede continuar realizando las aportaciones y obteniendo todas las ventajas fiscales que estas traen consigo.

Por lo que, una vez llegues a una edad cercana, deberás valorar si necesitarás inmediatamente disponer de este ahorro o si por el contrario, prefieres seguir aportando.

En el caso de que necesites disponer de este ahorro, primero deberás considerar hacer uso de los diversos vehículos de ahorro los cuales podrás rescatar antes ya que los mismos te ofrecen una mejor fiscalidad, un ejemplo de esto, son los fondos de inversiones que pudieras haber adquirido anteriormente.

En el caso de que decidas disponer de tu pensión de jubilación, lo ideal es que primero que nada, puedas intentar darle prioridad al rescate de las rentas en vez de rescatarlo en forma de capital, esto se debe a que, el impacto fiscal puede que sea mucho menor de esta manera, además de ello, se podrá contribuir al objetivo real que se tenía en un inicio:

Tener un complemento mensual a los ingresos que te aportará la pensión por jubilación, de esta manera, podrás tener un mejor nivel de vida y además de ello, no tendrás que preocuparte por disminuir tus gastos en caso de que notes que estos son un poco superiores a la contribución que recibes por tu pensión.

Finalmente, podemos recomendarte que, antes de comenzar con cualquier proceso, primero que nada te informes sobre lo que en ese momento se encuentra vigente, recuerda que, las regulaciones sobre la Seguridad Social, y por ende, sobre la pensión de jubilación, se encuentran en constante modificaciones.

Por lo que, quizás, al momento de que ya estás cerca de la edad legal, puede que lo que pensabas que era lo correcto, ahora haya sido modificado. Así que, primero debes informarte sobre ello y sus requisitos, para que así cuando realices el proceso, ya todo esté claro y no exista posibilidad de retraso.

Categorías

soy Sergio Sánchez

Asesor laboral